1988, año en que artistas clamaron por la libertad de uno de los íconos mundiales.

La música y la política comparten lazos, las letras y ritmos han sido utilizados a lo largo de miles de años como una forma para expresarse. Era el año de 1988, Nelson Mandela se encontraba preso y la lucha contra el apartheid en Sudáfrica era latente.

Miles de manifestaciones, artísticas, culturales y políticas pedían la liberación del luchador social Nelson Mandela, una de las más destacadas fue un festival de música en celebración del cumpleaños 70 de Mandela, aunque el objetivo principal era presionar a nivel global por la liberación del activista.

Decenas de grandes artistas, como Peter Gabriel , Sting , Whitney Houston y Stevie Wonder , suben al escenario en un concierto gratuito en el estadio de Wembley en Londres.

El “festival” fue transmitido a 67 países y con una audiencia estimada de 600 millones de personas, el concierto es parte de un impulso para terminar con el apartheid en Sudáfrica y liberar a Mandela, líder en oposición a la política desde la prisión en ese país, donde había estado detenido desde 1962.

Lo más destacado del espectáculo incluyen ” Biko” de Peter Gabriel (sobre otro activista sudafricano, Steve Biko) y una actuación estelar de ” Sun City”, una canción que Steven Van Zandt armó en 1985 para tomar una posición contra el complejo Sun City en Sudáfrica, donde los artistas populares solían actuar para los blancos adinerados que se beneficiaban del apartheid.

Cerca del final del espectáculo, Dire Straits y Eric Clapton unen fuerzas para realizar varios de sus éxitos. Simple Minds, que ayudó a organizar el evento junto con Jerry Dammers de The Specials, actúa como la banda de apoyo para muchos de los artistas, incluido Dammers, que interpreta su canción de 1984 ” Free Nelson Mandela “, la primera canción exitosa para abordar el tema.

Cuando Stevie Wonder tiene un problema con el equipo, Tracy Chapman , que lanzó su álbum debut dos meses antes, lo cubre en el horario estelar, lo que le da un gran impulso a su carrera: en agosto su álbum pasa al número uno en Estados Unidos.

La reacción del público a este festival causó mayor acción social para liberar al sudafricano. El 11 de febrero de 1990, Mandela es liberado de la prisión. El 16 de abril de ese año, toma parte  otro concierto en Wembley, lleno de grandes actos, este para celebrar su liberación y darle un escenario para llamar a nuevas acciones.