Durante el programa Good Morning America el músico y cantante de Black Sabbath acompañado de su esposa e hija anunció que padece la terrible enfermedad de Parkinson

El rockero de 71 años reveló los detalles de su reciente enfermedad durante una entrevista en el programa Good Morning America.

“Ha sido terriblemente desafiante para todos nosotros. Hice mi último concierto en la Nochevieja de 2018 en el Forum de Los Ángeles. Entonces tuve una mala caída y tuve que operarme del cuello, que dañó todos mis nervios”, expresó Osbourne en entrevista.

El músico tuvo que suspender sus actuaciones en abril pasado por las complicaciones de su salud. Y contó que no sabe si los dolores que ahora padece son por el Parkinson o sus problemas de nervios producto de su caída y posterior cirugía.

Por su parte, la esposa del cantante, Sharon Osbourne, agregó, que el diagnóstico “no es de ninguna manera una sentencia de muerte”, pero que el cantante tenía sus días buenos y sus días malos.

Osbourne reconoció sentirse afortunado de poder ir al extranjero para visitar diferentes médicos, pero agregó que le resultó muy difícil evitar no confesar su condición.

Ozzy añadió que, pese a su difícil último año, no se ha rendido y que volverá a los escenarios.