Le pese a quien le pese, los mejores festivales de México son en el norte.

Monterrey, clima cálido, comida exquisita, cerveza fresca, paisajes inigualables y el paquete se redondea con uno de los mejores festivales del mundo; Tecate Pal Norte.

La esencia del festival lo vuelve diferente, aquí nada esta escrito o encajonado, hay música para todos los gustos. El ambiente es distinto, la gente verdaderamente viene a escuchar la música y pasarla bien, no sólo a presumir en redes sociales que asistieron a uno de los festivales más esperados del año.

FOTOGRAFÍA//ALEX GÓMEZ

Poderoso y Ascendente.

Pal´norte no deja nada a deber, todo hace un perfecto balance para vivir un festival de la mejor manera posible.

DLD es la vieja confiable del rock mexicano actual, sus canciones ya se han convertido en clásicos y la gente los corea como si no hubiera un mañana cuando los tiene en frente. Con canciones como: Por Siempre, Mi Vida, Arsénico, Todo Cuenta y Dixie; la banda del Edomex ponía la fiesta tempranera en el parque Fundidora.

La buena música seguía con el británico y ex vocalista de The Verve, Richard Ashcroft. A diferencia de sus presentaciones en Corona Capital, el público si estaba muy interesado y sobre todo conocía su música más allá del proyecto con el que alcanzó la fama, innegablemente Bitter Sweet Symphony en vivo fue de los momentos top en el primer día de actividades del festival norteño.

FOTOGRAFÍA//ALEX GÓMEZ

FOTOGRAFÍA//ALEX GÓMEZ

Ni de aquí ni de allá.

El pan de cada día en un festival es la corretiza, la kilométrica distancia del escenario Tecate Original al Tecate Light hacía a todos correr para ver un poco de Natalia Lafourcade.

La interprete mexicana ha dado el salto a la fama mundial con su maravillosa

música y su homenaje a la música mexicana con su nuevo álbum Musas. Su presentación tenía un toque especial tras el anuncio de que se retiraba de la música por unos años, por lo que el público la disfrutaba como si fuera la última vez que la vería en un escenario. Con “Amarte Duele, En el 2000, Mi tierra Veracruzana y Tu Si Sabes Quererme” fue como Natalia demostró su bello y sincero amor por México.

El lado difícil de los festivales es el decidir cuando dos tus bandas favoritas se empalman, Fobia regresa para su aniversario de 30 años de carrera y Band Of Horses siempre brinda un show de calidad internacional, llegaba el momento de decidir y me orillaba por Fobia.

Leo de Lozanne, Jay de La cueva, El “Cha”, Paco Huidobro, e Iñaki se han convertido en leyendas del rock en español, su música ha traspasado fronteras y volver a escucharlos en vivo después de algunos años fue una gratificante experiencia. Se fueron a lo duro y macizo, abrieron con hits como “El Diablo, 2 Corazones, No eres Yo e Hipnotízame”. Por algo Fobia esta en la pelea de ser la mejor banda de rock mexicano; Vivo es una canción cambia vidas cuando la escuchas en vivo y a todo color, El Microbito completó el circulo de una excelente presentación.

10 minutos restaban para que Band Of Horses se bajara del escenario, tiempo suficiente para que corriera a todo lo que mi mala condición atlética me permitía y escuchara “The Funeral”; lograba mi cometido y veía el momento más melancólico de la noche.

Franz Ferdinand fue maravilloso, por mucho el mejor acto del primer día de festival, Kapranos y compañía daban cátedra de como tocar un puro y sabroso rock.

Se la bañaron.

(Frase coloquial regiomontana para describir que alguien se rifó o sorprendió).

Los actos sopresa en Pal´Norte siempre ponen un ambiente de fiesta, en esta ocasión pudimos disfrutar a Bacilos y Kumbia Kings, Caraluna y Sabes a Chocolate nos remontaron a aquellos en los que estas rolas eran los hits de las estaciones de radio en el país.

Fuimos victoriosos.

El final del día 1 estaba cerca, era hora de la presentación estelar con Muse, el Tecate original estaba a reventar, era toda una faena acercarse al escenario.

Los liderados por Matt Bellamy salían al escenario de Pal’ norte; el poderoso sonido de guitarra comenzaba con “Thought Contagion” y “Psycho”. Después de múltiples conciertos de Muse en mi vida, la suerte me sonreía y por fin disfrutaba de Plug In Baby en vivo, los regios habían esperado tanto como yo y quedaba demostrado en la emoción colectiva que desbordaba el público.

Supermassive Black Hole, Showbiz y Stockholm Syndrome orillaban a hacer headbanging al ritmo de la guitarra distorsionada de Bellamy, los tamborazos de Dom y el potente bajeo de Chris.

El momento para enmarcar fue Mercy, la canción poco a poco se ha convertido en indispensable para un concierto de muse por las emociones que evoca, todo esto se capitalizaba con confeti y serpentina lanzados en el solo de la rola.

El momento de despedida estaba a la vuelta de la esquina, Uprising unía a las voces del respetable para corear “They will not control us,We will be victorious”. Knights Of Cydonia era el broche de oro para despedir el esperado regreso de Muse a Monterrey.

Cansados y con lodo en los zapatos, la mayoría se iban a descansar, los más aventurados partían en búsqueda de alcohol para seguir la fiesta regia. Terminaba el dia 1, pero en Pal Norte nada está escrito aún para el último día de actividad.